Follow by Email

sábado, 21 de noviembre de 2015

DARRO MONUMENTAL

PASEO PEATONAL POR EL DARRO
y

HOTEL REUMA

Oppidum Eleberis considera un precedente muy positivo que desde las instituciones se anuncie la realización de un proyecto de actuación y se abra un período de información y además se invite a la PARTICIPACIÓN CIUDADANA para que se envíen proopuestas antes de su redacción. No podemos más que aplaudir y esperemos que no sea un gota en el desierto y si la forma de proceder en adelante. Un proyecto donde la sociedad se siente partícipe, no solo ayuda a los redactores del proyecto y a las instituciones que lo proponen, sino que nace con luz y taquígrafos y evita situaciones como la del Atrio Puerta Nueva de la Alhambra. El tiempo dirá si ésto es así o volveremos a ser convidados pasivos en los proyectos que afectan al patrimonio, que es de todos y más si está declarado Patrimonio Mundial.

La Consejería de Cultura de la Junta de Andalucía a través del Patronato de la Alhambra y Generalife, en colaboración con el Ayuntamiento de la Ciudad, ha organizado el programa de actividades denominado “Paseo de los Cármenes del Darro: un paisaje histórico a los pies de la Alhambra”, con el propósito de realizar un proyecto para “recuperar para la ciudad ese enclave, restaurando su paisaje y sus diferentes elementos, permitiendo su contemplación y desarrollando usos compatibles con su historia y sus valores”.  Este proyecto de intervención se limita al espacio de antiguos cármenes situado entre el Puente del Aljibillo y el Puente de las Chirimías.



La asociación recuerda que esta zona es de máxima protección incluida en el entorno como Bien de Interés Cultural (BIC) de la Alhambra y Generalife, de la Incoación del Valle del Darro, incoado como Bien de Interés Cultural con la tipología de Zona Patrimonial y que por estar dentro del perímetro declarado Patrimonio Mundial debe de informarse  ICOMOS.

El Patronato de la Alhambra y el Generalife dispone de un proyecto, como resultado de un concurso celebrado en el año 2001, para actuar en este entorno, que no se llevó a cabo, en el que se proponían algunas intervenciones drásticas como la demolición del Hotel del Bosque de la Alhambra conocido como Reuma, edificio con más de 100 años de existencia.

Proyecto que ahora consideramos inviable por la reciente Incoación del Valle del Darro como Zona Patrimonial, que ha protegido como BIC el Hotel  Reúma; además han sido igualmente declarados como BIC la Acequia y Acueducto de Santa Ana, los restos del antiguo Carmen del Granadillo, así como sus Huertas y Jardines; el Acueducto, Huertas y Bosque de San Pedro y la ya declarada Ruinas del Puente del Cadí. 

AMPLIAR EL PROYECTO AL DARRO MONUMENTAL

En sus escritos de propuestas presentad en el Patronato de la Alhambra y en el Ayuntamiento de Granada, la Asociación considera que el proyecto debe ampliarse al tramo denominado Darro Monumental en la Declaración del Valle del Darro, desde el Carmen de la Fuente hasta las Ruinas del Puente del Cádi o de los Tableros.

En este primer tramo la asociación propone la eliminación del aparcamiento provisional situado en la explanada del Carmen de la Fuente y la reconstrucción o eliminación del edificio del Rey Chico, limitando volumen y transformando su aspecto actual.

Además solicita un proyecto para restaurar el tramo de Muralla del siglo XIV, muy degradada, situada en el cauce derecho del Darro a la altura del Palacio de los Córdova y el tramo de Muralla del siglo XII situado entre el puente de las Chirimías y la iglesia de San Pedro, también en el cauce derecho del Darro así como la limpieza del cauce del Darro y sus aguas.

Oppidum Eleberis propone para la zona de los antiguos cármenes, como eje prioritario para interconectar este entorno paisajístico, histórico y cultural, la recuperación, restauración y puesta en valor  de la Acequia medieval de Romayla o de Santa Ana, desde el Acueducto del Rey Chico hasta las Ruinas del Puente del Cadí, donde se situaría un aliviadero que vertería en el río Darro las aguas sobrantes. Estas aguas se utilizarían para el riego de jardines, huertas y terrazas arbustivas y arbóreas y permitiría recuperar todos los antiguos restos de pilares, aljibes, fuentes y estanques relacionados con la acequia.

Un camino peatonal entre el Puente del Aljibillo y el de las Chirimías, con dos zonas de pérgolas que si situarían en el antiguo Carmen del Granadillo y en el Carmen de Santa Engracia con un pavimento blando tradicional y bancos.

Restaurar y poner en valor el Acueducto de Santa Ana, retirando los escombros de su base y recuperando la imagen medieval, por donde discurría en superficie el sobrante de aguas de la Alhambra, que bajan por la Cuesta de los Chinos y que al llegar a la altura del Granadillo, se perdía en una abertura circular por el túnel actual que desagua en el Darro.


En el Carmen del Granadillo proponemos recuperar terrazas, huertas y jardines, integrando restos de la edificación y del molino, así como los vestigios hidráulicos como el aljibe, alberca, pilares, y fuentes.


En el Carmen de Santa Engracia, conocido como Hotel Reuma, la asociación propone realizar un proyecto de restauración respetuoso y nada agresivo que mantenga su fisonomía actual, dándole un uso social y cultural; además solicita que se reponga un antiguo pilar que existía en la casa de los guardeses del Carmen de Santa Engracia hoy desaparecido.



Y en la antigua Casa de las Chirimías proponen recuperar y restaurar la fuente y muro existentes que se surtía de la acequia de Santa Ana.

En su tramo final se propone restaurar y poner en valor el Acueducto de San Pedro por donde pasaba  la acequia de Santa Ana, dándole continuidad a la acequia hasta el Bosque de San Pedro, así como la limpieza y consolidación del Tajo de San Pedro.


Así mismo proponen restaurar las paratas del Bosque de San Pedro, sus huertas y su arbolado, así como los restos del antiguo edificio del Carmen de Espinosa y artilugios hidráulicos de la acequia. En este lugar, la acequia de Santa Ana vertería sus aguas sobrantes de nuevo al río Darro.

Y por último Oppidum propone restaurar las ruinas de la torre poligonal del Puente de los Tableros o del Cadí y poner en valor el derecho público y gratuito de visita al antiguo puente, tal y como se recoge en las leyes patrimoniales, por la calle Puente de Espinosa.


“Conservar y realzar no significa transformar y desvirtuar la realidad acumulada por las distintas épocas que hagan irreconocible el lugar, significa pequeñas intervenciones para recuperar lo perdido y potenciar lo existente, sin arrasar con el espacio”

Asociación Oppidum Eleberis
Narciso Crespo










No hay comentarios:

Publicar un comentario